Diseñadores y makers: Por qué trabajar juntos

Words
by Juanmi R.

La relación entre diseñadores y artesanos o fabricantes locales ha ido acompañada siempre de tensiones. Estos roces pueden ser ocasionados por las características que definen a estas dos actividades tan complementarias como diferentes.

Pero… ¿Cuáles son estos aspectos?

La subjetividad de la belleza en el diseño.

A lo largo de los años, el concepto de diseño ha sido algo que ha generado gran controversia, tanto al intentar explicar qué se considera exactamente diseño, como al valorar la calidad de dicho diseño.

 

Foto: Tom Crew

Foto: Tom Crew

Y es que, estamos ante un arte que está inmerso en la subjetividad como tantos otros. Esto no es algo nuevo, se remonta bastante atrás en la Historia, pues ya Platón se planteaba aquello de “¿lo bello es bello porque me gusta, o me gusta porque es bello?”. El diseñador está expuesto a que se cuestione la belleza de su obra, y la puesta en valor de su trabajo conlleva un esfuerzo extra.

A esta cuestión se suma, el hecho de que en la exaltación total de la creatividad y el diseño, en ocasiones, se pase por alto la combinación de medidas, materiales y herramientas más óptima para su fabricación, causando la primera ruptura con el fabricante.

Mirando el otro lado de la moneda, el fabricante siempre ha sido el encargado de convertir esa idea en una realidad, el que ha tangibilizado cualquier objeto que a priori se imaginaba imposible de crear.

Aun así, siempre ha estado el fabricante o maker, aquel que ha podido ser calificado, en una simplificación injusta de la realidad, como un mero ejecutor.

Foto: Matt Artz

Foto: Matt Artz

La relación entre ambas partes, diseñador y maker, ha tenido sus más y sus menos a lo largo de la historia. Como es natural, cada uno ha tratado de defender sus intereses, poniendo en valor lo aportado al producto.

El valor del diseñador para el producto.

El diseñador es capaz de crear de cero, de cambiar productos que tenemos fuertemente asentados en nuestra cabeza de una única manera. El pensamiento lateral es su aliado más potente, y una vez imaginado el producto, es capaz de poner sobre el papel (o sobre la pantalla, hoy en día) aquello que solo era una idea, y hacer además que este sea un prototipo que se pueda realizar, e incluso sistematizar.

Foto: Rawpixel

Foto: Rawpixel

El valor del fabricante o maker para el producto.

El maker consigue captar la idea, escoger el material idóneo, la herramienta adecuada, y artesanalmente convertir un boceto en un producto, que sea una fiel reproducción de lo que se había imaginado, dando además la opción de personalizarlo (color, material, texto grabado, etc.).

Foto: Quino Al

Foto: Quino Al

Problemas en la relación diseñador-maker.

 

Diseñar es pensar antes de hacer, y fabricar un diseño es hacer lo que se ha pensado. La complementariedad es obvia, sin embargo, ha pasado mucho tiempo en el que ambos trabajadores han remado en direcciones opuestas. El problema que se genera es que, en general, la industria de los productos de diseño no está explotando todo el potencial que tiene. En una relación de negocio win-win, la aportación de cada una de las partes puede hacer mejorar el negocio, además de cumplir con creces las expectativas de beneficio que tenía cada participante en el inicio.

 

Tendencia del diseño de producto. El entendimiento entre diseñador y maker.

Por eso, en Faberin nos movemos hacia una nueva tendencia, actuamos en presente y pensamos en futuro, para conseguir lo que debería existir desde hace mucho tiempo, una relación entre diseñador y maker en la que ambos se complementen y se apoyen mutuamente para poder crecer juntos.

Si eres diseñador, descubre las ventajas de convertir tus diseños en productos a la venta de manera global, gratuita y segura, estableciendo tus propios royalties. Da el paso, ¡muestra tu talento al mundo!

Si eres fabricante, disfruta de la oportunidad que supone acceder a diseños únicos de grandes diseñadores internacionales, de forma gratuita y fijando tú mismo las condiciones, el mercado y el precio de fabricación. Comienza a fabricar bajo pedido y aumenta el valor de tus proyectos.

Faberin es tu punto de encuentro, es el lugar en el que una comunidad se relaciona entre sí para descubrir a la carta qué productos se quiere hacer realidad, en la que cada uno se ve recompensado justamente por su trabajo, y en la que la distancia entre una idea y un producto a la venta se reduce al mínimo.

Words by Juanmi R.

¿Te ha gustado el post?

Anímate y danos tu opinión

Conéctate con ...



Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies